Carrito

Envío gratis en pedidos superiores a 75 €

|

Devoluciones fáciles en todos los pedidos

|

24/7 Customer support

preguntas

COMPARTIR

5 preguntas y respuestas para la vuelta al gimnasio

Uno de los propósitos más habituales que se toman tras las vacaciones es empezar a hacer ejercicio.

Para muchos, esto implica asistir a un gimnasio, lo que trae consigo muchas preguntas sobre qué actividades son mejores para nosotros, qué comer, cómo vestir…

Hemos respondido cinco preguntas para ayudarte a retomar tu rutina deportiva.

Para muchos, esto implica asistir a un gimnasio, lo que trae consigo muchas preguntas sobre qué actividades son mejores para nosotros, qué comer, cómo vestir…

1. ¿Debo contratar un entrenador personal?

 El rendimiento mejora cuando los expertos monitorean y corrigen errores constantemente. También evita que te enojes al actuar efectivamente como un oficial de policía cuando gritas “No puedo soportarlo más”. Sin embargo, si desea recuperar su inversión, debe ser diligente a la hora de ir al gimnasio. Si establece un presupuesto, el resultado final será: “Sí, podemos hacerlo”. 

2. ¿Puedo seguir asistiendo durante el embarazo?

Es muy recomendable hacer ejercicio antes de dar a luz. Mejora la circulación sanguínea y ayuda en el control del peso. Sin embargo, no todos los entrenamientos son adecuados y su intensidad cambiará a medida que avance el embarazo. Informa al alcaide y haz que ajuste las ruinas a tu situación. Un monitor de frecuencia cardíaca puede ayudar a garantizar que la frecuencia cardíaca no aumente y que el feto no se quede sin oxígeno.

3. ¿Debo ir todos los días?

Eres libre de ir al gimnasio todos los días siempre que no entrenes los mismos grupos de músculos. Aún así, los expertos recomiendan tomarse un día libre. Para la salud articular y mental. Si tienes traje deportivo, debes salir a caminar. El soporte le brinda menos excusas para saltarse el entrenamiento.

4. ¿Con qué frecuencia debo beber agua?

Ejecute tantas veces como sea necesario. La falta de ingesta de agua provoca fatiga y reduce el rendimiento del ejercicio. Es posible que se sienta mareado, que sus músculos dejen de responder por completo o que tenga calambres. Por este motivo, es buena idea buscar una fuente de agua siempre que tu entrenador te lo recomiende, tu cuerpo te lo pida o siempre que estés completando una rutina intensa. Tomar algunos sorbos cada 10 minutos significa que su corazón no tiene que trabajar tan duro para bombear sangre, lo que facilita que los nutrientes y el oxígeno lleguen a sus músculos. Cuando hayas terminado, tomemos una copa.

5. ¿El entrenamiento con pesas me hace más fuerte?

Absolutamente no. Pero lo que más temen las mujeres es que un entrenador les dé una mesa de ejercicios. Sin embargo, las ganancias musculares muy obvias que se observan en los culturistas requieren testosterona, y las mujeres tienen cantidades mínimas de esta hormona masculina. Las pesas se utilizan para tensar la piel, reducir la flacidez y, lo más importante, definir la silueta.

Últimas noticias

salud1
Salud

El deporte y las enfermedades mentales

natacion 1
Entrenamiento

Sumérgete en Salud: Beneficios de la Natación

sol3
Entrenamiento

Golpe de Calor en el Ejercicio Intenso

vita1
Salud

La Importancia de los Multivitamínicos